Getty Images
Con una extraña ronda final, Joaquín Niemann cerró una nueva semana en el PGA Tour. Contabilizando 283 golpes (-1), el chileno terminó fuera de los 40 mejores y con algunos errores fuera de lo común.
Todo parecía bien encaminado cuando Joaco firmó su segunda tarjeta de 66 tiros (-5) en el Genesis Open, pero de ahí en adelante nunca se pudo acomodar sobre el green, algo que terminó pagando muy caro en el tablero.
La gran cantidad de hoyos disputados el mismo día, parecen haber afectado la gran característica que siempre presenta Niemann: la fortaleza mental. El más claro ejemplo fue lo que pasó en el primer hoyo de su vuelta final.
Ahí, Joaco llegó de dos tiros al green de la primera bandera que se presenta en el campo, una oportunidad clara de birdie. Cinco minutos después, la escena parecía más bien una pesadilla, ya que no pudo si no hasta realizar cinco putts, cerrar con doble-bogey esa bandera.
Acá lo sucedido:
       

En total fueron cuatro golpes sobre el green, cantidad fuera de lo normal y que llamó la atención de todos los que seguían la ronda en ese momento. Ahora, el jugador nacional que triunfara en el LAAC 2018 disputado en el Country, se concentrará en sus próximos desafíos, con el objetivo de recuperar terreno perdido en el Ranking de la FedEx Cup.

LEADERBOARD